Paulo Dybala y su jugada clave en la final: «No dudé ni un segundo en tirarla a la mierda»

En una entrevista el delantero recordó sus dos apariciones inolvidables en el partido contra Francia. La salvada ante Mbappé y el gol en la definición por penales.

En el Mundial Qatar 2022 brillaron otros delanteros, pero Paulo Dybala tuvo dos aportes claves para que Argentina pudiera salir campeón. Lionel Messi fue la gran estrella del torneo, Julián Álvarez la revelación y Ángel Di María el crack de los goles importantes, pero si no hubiese sido por esas dos apariciones del cordobés tal vez la copa hoy estaría en París.

Ambas fueron en la final. La primera ocurrió en el epílogo del partido. Un cruce justo a tiempo, cuando Kylian Mbappé se escapaba dentro del área celeste y blanca a toda potencia y se encaminaba a convertir el cuarto gol francés. Con todas sus fuerzas, el ex Instituto sacó la pelota bien lejos y salvó al arco del Dibu Martínez. La otra fue el penal con la que empezamos a ganar la definición. Al delantero le tocó patear justo después de que Coman fallara.

El delantero de la Selección recordó, en una entrevista con el diario Marca, aquellos instantes dramáticos del partido más importante de su vida. Aseguró que la serie de penales fue «muy emocionante», mientras que remarcó que intentó estar concentrado y tener «la cabeza fría» para convertir desde los doce pasos.

Respecto a su ejecución, Dybala señaló: «Lo primero que se te viene a la cabeza es no errar, porque Coman había fallado el penal anterior al mío. Si lo marcaba, iba a dar mucha confianza al equipo y las energías iban a ser muy positivas». Y agregó: «La decisión de tirar al centro la tomé desde el momento en el que sabía que tenía que patear. Estuve muy concentrado y traté de tener la cabeza fría. Y la pelota entró».

«Cada vez que lo veo se me ponen los pelos de punta. Es una emoción haberlo vivido, haber estado en ese momento por lo que significa para nuestro país, para nuestra gente, que nos apoyó de una manera increíble. Fue muy emocionante», continuó.

Además, el atacante de la Roma de Italia recordó su despeje dentro del área propia que cortó una clara situación de peligro de Francia: «Muchos de mis amigos me preguntan qué hacía dentro del área, pero ni yo lo sé. Fue instinto. Yo había entrado hacía poco, estaba con muchas energías y vi que (Kylian) Mbpapé estaba encarando dentro del área. Era muy difícil que alguien metiera la pierna porque te cobran penal».

«Mbappé venía encarando como un loco», siguió el cordobés. «Enzo (Fernández) le tocó un poco la pelota, por suerte, y cuando me quedó ahí, no dudé ni un segundo en tirarla a la mierda, porque, obviamente, si la seguía dominando para adentro había muchas posibilidades de que pateara a gol. Aunque estaba el Dibu (Emiliano Martínez). Si no lo tuviéramos, nos hubieran hecho dos o tres goles».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *